viernes, 21 de abril de 2017

Reseña: La Química - Stephenie Meyer

Título: La Química
Título original: The Chemist
Autora: Stephenie Meyer
Saga: -
Editorial: Suma (Distribuye Me Gusta Leer Uruguay)
Traductor: Manu Viciano
ISBN: 9789877390780
Número de páginas: 626
Precio: $850
Edición: Tapa blanda con solapas
Sinopsis: No iba a dejarlos ganar. De ningún modo les daría en bandeja una solución tan fácil a su problema.
Lo más probable era que al final terminaran con ella, pero aquellos malditos iban a tener que luchar.
E iban a sangrar también. 
En esta trepidante y adictiva novela, una ex agente que huye de su antigua organización deberá aceptar un último caso para limpiar su nombre y salvar su vida.

Encuentra a la autora ► Web  
Mirá más en ► Me gusta leer Uruguay

SIN SPOILERS

La Química es el regreso de la aclamada autora de la saga Crepúsculo y La Huésped a la escritura. Para mí, fue la oportunidad de probar nuevamente leer algo de esta autora y ver si podía engancharme con su prosa, porque con Crepúsculo no pude hacerlo. Y la verdad es que sí, que me enganchó y me supo vender esta historia, que en muchos momentos pensé que estaba viendo una serie de televisión, porque los capítulos pasaban por mi mente como los episodios de Quantico.


El libro sigue la vida de una joven doctora que trabajaba para una organización súper secreta del gobierno de Estados Unidos. Ella se dedicaba a la investigación científica, era la mejor y más inteligente en su campo. Un día, y sin razón aparente sus jefes y los altos dirigentes de la organización la quieren muerta. La consideran una amenaza, así que no puede seguir viviendo.
Por dos o tres años ha intentado sobrevivir, viviendo al límite de la paranoia y siempre con miedo a que la descubran y la maten. Todo esto cambia cuando su ex- jefe reaparece pidiéndole que realice un último trabajo. Si lo cumplen, ellos prometen dejarle vivir su vida en paz, ya no sería un blanco al que están constantemente apuntando, sino que podría desaparecer para siempre.
Pero mientras ella se prepara para la tarea que conlleva el mayor riesgo y desafío de su vida, se dará cuenta que a veces las cosas no salen como parecen. Enamorarse no estaba en sus planes, y mucho menos de alguien que sólo complica su supervivencia. 

Con la última parte de la sinopsis, puede entenderse como que el romance es una gran parte del libro, y en cierta manera sí, pero yo lo noté más como una subtrama. Para mí la parte fuerte e importante es lo que convierte a este libro en un thriller. Nuestra protagonista se ha pasado sus últimos años huyendo de las personas que la contrataron en primer lugar. Ella era una doctora ejemplar en su campo: la bioquímica y la biología molecular. Se la conocía como la Química, por su dedicación e inteligencia. En un punto, sus jefes la empiezan a considerar una amenaza y quieren verla muerta, hasta que unos años después de que empiece la persecución deciden que si ella cumple con un último trabajo, ellos la dejarán libre. 
Ella acepta, con ciertos reparos, porque esta propuesta puede ser dos cosas. O una forma de desaparecer para siempre o una trampa para terminar con su vida. Decide arriesgarse, pero sin bajar la vigilancia. Así es como conoce a Daniel. Y a alguien más.

Como ven, me refiero a ella como "la protagonista". Esto se debe a que ella va cambiándose el nombre cada tanto, entonces no sé bien cuál usar para la reseña, jaja. El que mantiene por bastante tiempo es Alex. 
Su personaje me gustó mucho, es una heroína que va a por todas. A pesar de tener miedo y vivir en un estado de alerta permanente sigue intacta y tratando de sobrevivir. Lo que menos me gustó es a lo que se dedica... con lo que sufrí la biología molecular en la facultad y ella enamorada de sus estudios. Aunque la verdad está bueno leer el libro e ir viendo que sabes a qué se refiere la autora cuando nombra tal cosa -tranquilos, que esto no significa que si no estudiaste biología molecular no vas a entender nada-.

Lo que no me terminó de convencer del libro es la historia de amor. Se crea una especie de triángulo amoroso bastante interesante y disfrutable de leer, pero la protagonista no se queda con el que yo quería, así que por eso digo que no me terminó de convencer, jaja. No sé, siento que la autora creó dos chicos prácticamente iguales, pero con personalidades muy diferentes. Uno de ellos es bueno, dulce y amable. Y el otro es el típico chico malo que a mí me enamora. Realmente pensé que entre ellos iba a haber algo. No sé, no le veo sentido que la autora escriba tanta tensión entre estos dos personajes y luego nada, nos deje así. Esta parte es muuuuy subjetiva, seguramente la mayoría quiera que Alex se quede con quien se queda, pero yo soy más de minorías, jaja.
Como personajes secundarios los chicos me gustaron mucho. Sobre todo porque era mirar como dos caras de la misma moneda, pero con muchos matices. Los dos tienen protagonismo a partes iguales, y yo soy fan de uno especialmente. Obviamente no puedo decir nombres, pero su personaje me encantó. Iba de fuerte e invencible por la vida, hasta que vemos su puntito tierno en alguna parte.

Los otros personajes están bien escritos y son funcionales a la historia. Me gustó especialmente que hay muchos perros, entre ellos uno que se llama Einstein, y no digo más, jaja. 

La forma de escribir de la autora me sorprendió. Yo esperaba algo similar a lo que era su prosa en Crepúsculo, pero no encontré muchas similitudes. Es obvio que muchas veces los autores evolucionan, mejoran con el correr de los años y los libros, pero siempre mantienen ese toque que los vuelve únicos. Yo tenía miedo que todo girara en torno al amor y encontrarme con una prosa melosa por demás, pero por suerte no fue así, y disfruté mucho del libro.
El ritmo de la narración es bastante parejo en todo el libro, aunque hay partes que son más lentas y otras más rápidas. El ritmo disminuye cuando la autora empieza a contarnos los procesos y detalles técnicos de algunos procedimientos que realiza la protagonista; y aumenta cuando hay momentos de acción que sin dudas no sabes qué va a pasar después, porque hay capítulos donde realmente quedaba en ascuas. 

El final me gustó, aunque no voy a negarles que yo quería que el interés amoroso de Alex fuera otro. No sé, creo que esa pareja daba para más, aunque Stephenie la haya dejado con el buenito... Sí, ya sé que tengo un problema con los protagonistas masculinos malos, pero bueno...

En resumen, La Química fue el libro que me hizo reconciliar con Stephenie Meyer. Es un libro adictivo y que engancha al lector a pesar de la cantidad de páginas. Para los amantes del género es una buena oportunidad para que no dejen encasillada a la autora como "la que escribió Crepúsculo".

Frases:

"A veces la preparación era como un sortilegio."

"Siempre nos formamos una idea de los demás, creamos a la persona con la que queremos estar e intentamos meter a quienes son de verdad en ese molde falso. No siempre sale bien."

Book-tráiler:


           
MUCHAS GRACIAS A ME GUSTA LEER URUGUAY POR MI EJEMPLAR♥

2 comentarios:

  1. La forma como la describes es bastante genial pero no sé le tengo un poco de recelo a esta autora porque cuando la he intentado leerle siempre hay algo que digo "¿Es neta?".
    Me alegra que la hayas disfrutado mucho.
    ¡Besos entre páginas y letras!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola linda. Sí, como podes ver pensaba lo mismo, pero por suerte pude sacarla de esa casilla y reconciliarme.
      Un beso grandote.

      Eliminar

Leo y respondo todos los comentarios. Así que no dudes en dejarme el tuyo, pero por favor no pongas enlaces, al señor Google no le gustan.